Condición LPH

El Labio y Paladar Hendido es la cuarta malformación más común en Latinoamérica y la segunda en Colombia precedida únicamente por el síndrome Down

El LPH es una condición que involucra a todo el grupo familiar y la comunidad con la cual el paciente tiene contacto.


Su recuperación se logra en el largo plazo, con tratamientos continuos durante los primeros 17 años de vida del paciente, lo que hace más difícil su atención integral que involucra múltiples cirugías, rehabilitación y atención multidisciplinaria de más de 13 especialidades médicas.

Actualmente sólo el 30% de los tratamientos y cirugías que requiere cada paciente, hacen parte de la ampliación de la cobertura del POS


El primer paso en la evolución de la ética es el sentido de solidaridad con otros seres humanos. - Albert Schweitzer.

Son deformaciones congénitas que se desarrollan en la etapa temprana del embarazo, entre el primer y el tercer mes de gestación.

Es un defecto congénito o trastorno de origen prenatal que puede obedecer a la presencia de un solo gen defectuoso, a alteraciones cromosómicas, a una combinación de factores hereditarios a teratógenos presentes en el medio ambiente o a carencias de micronutrientes. Los factores identificados que producen esta condición son genética, exposición a químicos tóxicos (plaguicidas, herbicidas, fungicidas), factores ambientales (virus de rubeola, deficiencia de vitamina A) mala alimentación durante el embarazo, consumo de alcohol y sustancias psicoactivas, entre otras.

Se clasifica, según su severidad en Anomalía mayor debido a que son defectos que si no son corregidos, comprometen significativamente el funcionamiento corporal o reducen la expectativa normal de vida. Requiere atención médica especializada, y quirúrgica durante su recuperación

El LPH presenta las siguientes características Físicas:

• Recuperación Completa: más de 17 años.
• Tratamientos médicos continuos 13 esp. médicas.
• Anomalías de tipo estético, funcional.
• Flujo de leche a través de la fisura comprometiendo los pulmones, oídos y nariz.
• Desnutrición y dificultad para ganar peso generando problemas y retraso en el crecimiento.
• Dificultades en la respiración, la deglución.
• Infecciones del oído, pérdida auditiva, retrasos del habla y del lenguaje.
• Problemas dentales graves.
• Otras deformidades físicas como cambio en la forma de la nariz, crecimiento anormal del mentón

Los defectos anatómicos en una persona con LPH traen como consecuencia alteración de índole funcional y estética, repercutiendo en el desenvolvimiento social y familiar ya que en muchas ocasiones son rechazadas por su deformidad facial y por su dificultad de comunicación.

Por estas razones los pacientes con LPH tienen mayor probabilidad de presentar problemas emocionales tales como:

• Dificultades en su interacción social.
• Baja Autoestima.
• Rechazo, Inseguridad.
• No puede escuchar ni hablar adecuadamente.
• Son blanco fácil de bullying y matoneo.
• Intentos de suicidio .
• Su apariencia física no les permite desarrollarse cómodamente en muchos escenarios de la vida diaria.
• Alta prevalencia a la deserción escolar.
• No pueden integrarse totalmente a la convivencia social.

Para que el paciente con hendidura labio palatina tenga una calidad de vida óptima que incluya tratamiento necesario por los especialistas en el área, un nivel de autoestima aceptable y una inclusión del mismo en la sociedad

Es absolutamente determinante que desde su nacimiento la familia y los individuos que van a formar parte del entorno del paciente afectado aprendan a manejar la situación, para que desde el mismo momento en que el niño(a) nazca, el abordaje del problema sea exitoso y durante el desarrollo de la vida del individuo, este tenga una rutina diaria como una persona sin patología, logrando así la disminución y quizás eliminación de los factores que afectan negativamente el aspecto psicológico de los pacientes con esta malformación.


"La difícil situación económica por la que atraviesan muchas de las familias que hacen parte de nuestra fundación, es el resultado de las condiciones que se están viviendo en el país y en especial en la región. El alto costo de vida, los costos de los servicios públicos, de los alimentos, las actuales y permanentes tasas de desempleo, los altos impuestos, los bajos salarios recibidos, el difícil acceso a la educación, a los servicios de salud y en especial a la demora en las autorizaciones de tratamientos y cirugías han conllevado a que muchos padres cuyos hijos que presentan este tipo de deformidad se vean obligados a postergar los tratamientos de carácter urgente que sus hijos requieren, empeorando su condición y retrasando su tratamiento."